Los dueños del fútbol: desde jeques del petróleo hasta la industria del porno
  • El cada vez mayor interés de las grandes fortunas del planeta por invertir sus millones en el mundo del fútbol ha llevado a pensar que este deporte será el próximo gran fiasco de la economía mundial en los próximos años al convertirse este deporte en el nuevo valor refugio de los multimillonarios de todo el mundo




Hace tan sólo una semana informábamos del creciente interés de un grupo inversor norteamericano que tendría más que avanzadas las negociaciones para hacerse con uno de los clubes históricos de la Premier League: el Swansea City. En esta misma edición de Marketing Deportivo MD hablamos del también interés del hermano del jeque propietario del Manchester City en hacerse con el Liverpool. Y no hace mucho tampoco informábamos de la llegada al Real Club Deportivo Espanyol de una grupo inversor asiático o del intento de otro grupo chino de comprar el AC Milan. En defintiva, el fútbol parece haberse convertido en el gran valor refugio de las grandes fortunas a la hora de invertir su dinero.

El fútbol llama al dinero



Los magnates que desde hace un tiempo a esta parte se han hecho con el dominio de los grandes clubes de Europa proceden de todas la partes del mundo. La Premier, La Liga, la Serie A italiana o la Ligue 1 son cuatro de las cinco grandes competiciones europeas que ya tienen en sus filas a este tipo propietarios. Tan sólo la Bundesliga (amparada por la conocida norma 50+1 que trata de evitar precisamente que el control de los clubes alemanes caiga en manos extranjeras) escapa a los efectos de un mal que, en opinón de muchos, provocará aen el corto y medio plazo daños irreparables para este deporte y no sólo a nivel deportivo sino, también y además, a nivel extradeportivo.

Pero, ¿quiénes son estos nuevos ricos que deciden invertir sus grandes fortunas en el mundo del fútbol y por qué? La respuesta a ambas preguntas se antoja complicada toda vez que ellos mismos se amparan, en la mayoría de los casos y supuestos, en complicados entramados empresariales que dificultan conocer con exactitud quiénes son verdaderamente los dueños de un determinado club.

Los dueños del fútbol: desde jeques del petróleo hasta la industria del porno


En este enorme y varipinto grupo de inversores que decide adentrarse en el mundo del fútbol hay de todo: desde el tradicional jeque árabe que no duda en invertir la fortuna que le llega de los petrodólares (caso de clubes como el Málaga en España, el City en el Reino Unido o el PSG en Francia) a empresarios industriales como Giampaolo Pozzo, propietario del Granada que también es dueño del Unidese en Italia y, a través de un sobrino suyo, del Watford británico.

Empresarios de supermercaos (Fernando Roig, dueño de Mercadona en el Villarreal), la familia Glazer, dueña del United y propietaria de una importante firma de bienes raíces, Peter Coates, dueño del Stoke City y de la casa de apuestas Bet365 o la familia Srivaddhanaprabhay, multimillonarios gracias a las tiendas Duty Free y que controla el Leicester inglés.

Productores de cine (Massimo Ferrero, dueño de la Sampdoria), empresarios de la televisión (Silvio Berlusconi, dueño del Milan), la Familia Agneli, propietaria de la Juventus y de una de las industrias automovilísticas más importantes del mundo, FIAT o incluso David Sullivan, dueño del West Ham United y que ha hecho su fortuna en la industria del porno, configuran un variopinto escenario donde lo único que se demuestra es el enorme poder de atracción que un deporte como el fútbol tiene para las grandes y multimillonarias fortunas de todo el mundo, lo que viene a consolidar la postura de muchos críticos dentro del sector que ven al deporte en general y al fútbol en particular como el próximo gran bluff de la economía mundial.


La Encuesta del día en Marketing Deportivo MD



Si te ha gustado el artículo síguenos en Twitter @marketingdeport

Participa y comenta esta noticia

 
Top