Las camisetas de James paran los planes de Florentino
  • Según datos oficiales de la marca alemana, el colombiano es el segundo jugador de la plantilla blanca que más camisetas vende por delante de estrellas como Gareth Bale, Sergio Ramos o Karim Benzema, un argumento a su favor para evitar su salida a final de temporada tal y como tenía planificado el máximo mandatario madridista




Uno de los grandes objetivos del nuevo Real Madrid que está construyendo Florentino Pérez y sobre el que ya está trabajando para la temporada que viene no es otro que el de lograr dar salida a alguno de los actuales pesos pesados dentro del vestuario madridista. Con la casi seguridad de una más que segura marcha de Cristiano Ronaldo, su gran referencia en los últimos años no sólo en el terreno de juego sino a nivel comercial, todos los ojos se pusieron en otro importante crack, James Rodríguez, un jugador que llegó al club madridista con la vitola de auténtica estrella mediática sobre la que Florentino iba a estructurar todo un imperio comercial del que se beneficiara directamente el club madridista. Sin embargo, tras una primera temporada meteórica, su segundo año ha sembrado de dudas al mandatario madridista que se estaría planteando su salida a final de la presente temporada aunque existan datos objetivos que están llevando a considerar su idea inicial de venderlo.

¿Ha fracasado la Jamesmanía?



Hablábamos de ello hace tan sólo un par de semanas. El Real Madrid se estaba planteando seriamente dar salida en su plantilla a una de las grandes referencias dentro del vestuario madridista: el colombiano James Rodríguez. Los motivos fundamentales, la falta de adaptación del colombiano al club madridista tras un primer año de debut espectacular; la acuciante falta de rendimiento deportivo en este segundo año o su alegre vida dentro de los terrenos de juego. Pero sobretodo, lo que habría puesto al colombiano en el disparadero ha sido el fracaso de la Jamesmania, un movimiento comercial estructurado en torno a la figura del colombiano desde su llegada al Real Madrid que, en parte por todo lo anterior, ha ido cayendo de manera alarmante hasta caer casi en el olvido.

El decepcionante rendimiento del colombiano en lo que va de campaña repercute de manera negativa en la imagen de marca del jugador hasta el punto de que se ha convertido en la principal amenaza para la Jamesmania, la estrategia diseñada para multiplicar de manera exponencial la capacidad comercial del futbolista colombian, lo que ha llevado al club blanco a creer que es el momento adecuado para dar salida a un jugador que llegó como la gran esperanza deportiva del Real Madrid, corroborada por una excepcional primera campaña, pero que ha acabado siendo una de las grandes decepciones del club en esta segunda temporada.

Las camisetas de James paran los planes de Florentino



Sin embargo, existe un dato objetivo que está haciendo replantearse la situación a un Florentino Pérez que tiene en alta consideración la influencia a nivel comercial que sus jugadores puedan tener. Así, según información recopilada por la marca adidas, actual sponsor técnico del club madridista que tiene en la tienda oficial del Santiago Bernabéu a una de las más rentables del planeta gracias a vender en ella las camisetas oficiales de las grandes estrellas del club, unas ventas que por ahora no han notado el pobre rendimiento deportivo de los pupilos de Zinedine Zidane, el colombiano es una de las grandes estrellas sobre la que se apuntala la venta de camisetas en la marca alemana.

Así, tan sólo Cristiano Ronaldo es capaz de superar los números en cuanto a venta de camisetas se refiere que presenta el jugador colombiano, unos números que la marca mantiene bajo llave pero que ponen al jugador a un paso de las camisetas vendidas por Cristiano Ronaldo y, en todo caso, por encima de otras estrellas de la plantilla madridista como Gareth Bale (el gran argumento de Florentino sobre el que pretende girar el nuevo modelo de explotación comercial en el club), Sergio Ramos o Karim Benzema.

Sin llegar a los números del portugués (el crack vende más del 50% del millón trescientas mil camisetas que vende el Real Madrid a lo largo del año), las cifras del jugador colombiano sí se constituyen en un importante valor añadido al mismo para que en el club de Chamartín se planteen seriamente su salida. Las camisetas fueron una de las protagonistas en la llegada del cafetero a la entidad madridista hace ahora dos años y las camisetas pueden ser, casualmente, las que mantengan al jugador dentro de la plantilla blanca en los próximos años. da Channel 4.


La Encuesta del día en Marketing Deportivo MD



Si te ha gustado el artículo síguenos en Twitter @marketingdeport

Participa y comenta esta noticia

 
Top