PSG, Bayern y United, los clubes menos dependientes de los derechos televisivos
  • Las tres entidades presentan alternativas consolidadas al peso específico que los derechos de televisión tienen en el total de los ingresos de las mismas.

  • Para encontrar al Real Madrid y al FC Barcelona tenemos que descender hasta los puestos 6 y 7 respectivamente.

  • Las entidades italianas, las más dependientes de los ingresos que llegan de la televisión




Una de las consultoras más importantes del mundo, Deloitte, acaba de lanzar su informe anual, Football Money League, una fotografía del estado actual de los clubes más importantes del mundo a nivel económico. Sobre el papel, en principio, nada nuevo. El Real Madrid, también desde el punto de vista de Deloitte, sigue siendo el club más valioso y poderoso, económicamente hablando, del mundo. Sus ingresos, casi 600 millones de euros anuales, superan a los de otros importantes clubes europeos como son el FC Barcelona o el Manchester United. Sin embargo, a través de los datos expuestos en dicho estudio se pueden extraer conclusiones muy importantes e interesantes que conviene analizar de manera detenida para tratar de dar una imagen no ya de cuál es el estado a nivel de ingresos de estas entidades deportivas en el momento actual sino a qué se tendrán que enfrentar en el futuro dentro de este mismo apartado.

El fantasma de los derechos televisivos



Es la gran panacea del deporte actual en general y del fútbol en particular. Los derechos televisivos de las grandes competiciones o de las grandes entidades deportivas se ha convertido en la tabla de salvación de muchos clubes que ven en esos ingresos la llegada de liquidez suficiente que permita a los mismos seguir su día a día con "relativa" tranquilidad.

Sin embargo, ello está provocando que muchas de esas entidades descuiden el mimo y dedicación que deben observar para otras fuentes alternativas de ingresos que vengan a compensar lo que muchos consideran es, en la actualidad, la nueva gran burbuja del fútbol actual (del deporte en general) que, antes o después, explotará para llevarse en su caída a cuantas entidades no hayan sido capaces de organizar y articular, con determinada eficacia y eficiencia, sistemas de ingresos alternativos que ya no sólo vengan a complementar a esos ingresos procedentes de los derechos televisivos sino que incluso se conviertan en verdadera alternativa a los mismos y dejen a éstos en un segundo plano en cuanto a importancia dentro de la economía de los clubes.

PSG, Bayern y United, los clubes menos dependiente de los derechos televisivos



La clasificación realizada por Deloitte en cuanto a nivel de ingresos se refiere divide a los mismos en tres importantes fuentes de ingresos: Match Day, es decir, los ingresos que son capaces de generar los clubes el día de partido en su estadio a través de la venta de entradas y de diferente merchandising oficial del club; Derechos Comerciales, procedentes de los acuerdos que esas entidades deportivas son capaces de firmar con diferentes firmas y marcas y, como no, los citados Derechos de Televisión. De la capacidad de los mismos , de esos clubes, para poder contrarrestar con los dos primeros el peso que dentro de sus ingresos generales tienen los derechos de televisión dependerá, en gran parte, la viabilidad del proyecto del mismo en el futuro. Un club donde los derechos de televisión copen en mayor porcentaje el nivel de ingresos totales respecto a las otras dos fuentes de ingresos está abocado, casi con toda seguridad, a un sobreesfuerzo en el corto y medio plazo cuando dicha fuente, la de los derechos televisivos, lleve a cabo el ajuste que tanto se teme llegue dentro del sector.

Sin embargo, aquellos otros clubes donde esos derechos televisivos ya a día de hoy, del porcentaje total de ingresos, no sean los predominantes y su función sea meramente de acompañamiento y complemento a esas otras dos fuentes de ingresos estará lo suficientemente preparado y capacitado para cuando ese gran crack de los derechos televisivos tenga su llegada.

Dentro de este peculiar análisis, el premio a la gestión del club en cuanto al reparto equitativo de ingresos se refiere se lo lleva el PSG parisino. Situado en la cuarta posición del ranking total en cuanto a nivel de ingresos, el club francés es el que mayor porcentaje de los mismos presenta en el apartado comercial. Es decir, dentro de las tres fuentes de ingresos que distingue Deloitte, la generada gracias a los acuerdos comerciales que el club ha sido capaz de alcanzar durante 2015 lleva el mayor peso sobre el total de los ingresos galos, casi 480 millones de euros anuales. De esa cantidad, 297 millones de euros llegaron al club gracias a sus negociaciones y acuerdos comerciales con entidades como Nike, American Express o Fly Emirates. Su capacidad de gestión es tal que los derechos televisivos corresponden se quedan en un "apenas" 22% sobre el total de sus ingresos frente al 62% de los ingresos procedentes de esos acuerdos comerciales. Pero tal es la misma que la tercera fuente, los ingresos del día de partido, el Match Day, alcanzan ya el 16% de los mismos. Entre esas dos fuentes de ingresos acaparan casi el 80% de los ingresos del club, una situación que hace encarar el futuro con optimismo y sin la enorme dependencia que a la que están expuestos otros clubes respecto a los derechos por televisión.

Igualado con el PSG galo se encuentra el Bayern de Munich alemán. Con 474 millones de euros de ingresos totales, se encuentra en la quinta posición en cuanto a la clasificación principal de ingresos pero su dependencia de los derechos televisivos queda, al igual que ocurre con el club galo, limitada a tan sólo un 22% de los ingresos totales, misma cuota que en el PSG. En el Bayern, a diferencia que en el PSG, los ingresos por Match Day alcanzan ya el 19% mientras que el procedente de sus acuerdos comerciales suben hasta el 59%, en gran parte gracias a la prórroga de su alianza con adidas.

El podium lo completa el Manchester United, el tercer y último club donde los ingresos por Match Day y por acuerdos comerciales superan en conjunto el 70% de los ingresos totales de la entidad. Además, el club de Old Trafford es el que mayor y mejor explotación del Match Day hace, con un porcentaje del 22%. Sin embargo, su capacidad comercial, a pesar de sus acuerdos con Chevrolet o adidas, baja hasta el 51%, la menor de los tres que completan el podium y su dependencia de los derechos televisivos ya asciende hasta el 27%.

Madrid y Barça, fuera del Top 5


¿Y el Real Madrid y el FC Barcelona? Son, también así lo considera Deloitte en su informe, las dos entidades más poderosas dentro del mundo del fútbol y ocupan, por nivel de ingresos, las posiciones 1 y 2. Pero, ¿y en esta otra clasificación? ¿Qué importancia tienen los derechos televisivos dentro de ese volumen total de ingresos? Para poder encontrar a los dos gigantes del fútbol europeo debemos irnos fuera del Top 5, hasta las posiciones 6 y 7 respectivamente, con un porcentaje de ingresos procedentes de los derechos televisivos que ya asciende al 35% en el Real Madrid y al 36% en el FC Barcelona con respecto a su montante final. Y aunque sus ingresos por Match Day se elevan hasta el 22%, los acuerdos comerciales apenas suponen algo más del 50% del total de ingresos en ambos clubes a la espera de las importantes negociaciones que tanto unos como otros tienen en marcha.

A partir de aquí, la clasificación dentro de los 20 clubes con mayores ingresos del fútbol europeo presenta una realidad verdaderamente preocupante y amenazadora. Su dependencia de los ingresos procedentes de la televisión es tal que un estallido de la tan consabida burbuja que se cierne sobre los mismos puede abocar a éstos a una más que complicada situación respecto a su supervivencia en el futuro. Particular mención tienen aquí los clubes italianos, donde el peso específico de los ingresos por televisión sobre el total alcanza cifras superiores al 50 y 60 por ciento.




La Encuesta del día en Marketing Deportivo MD



Si te ha gustado el artículo síguenos en Twitter @marketingdeport

Participa y comenta esta noticia

 
Top