El Olympique de Lyon da marcha atrás con Uber
  • La presión ejercida por el colectivo del taxi de la ciudad de Lyon, que amenazaba con bloquear todas las vías de acceso al estadio donde el Olympique disputa sus encuentros, clave para la decisión final adoptada por la entidada gala




Fue una de las noticias del sector hace apenas una semana: Uber, la polémica aplicación para dispositivos móviles que permite a los usuarios conseguir un coche privado para compartir viaje a través del teléfono móvil, con tasas muy inferiores al precio que supone realizar el mismo trayecto en taxi, recibía un enorme impulso en Francia a través del mundo del deporte después de la alianza alcanzada entre los responsables de dicha aplicación y uno de los clubes con más seguidores y más conocidos del fútbol galo: el Olympique de Lyon. Hoy, apenas siete días después, el club francés ha dado marcha atrás y ha anunciado la ruptura de dicho acuerdo ante la presión de los taxistas galos.

Un acuerdo histórico



Hace apenas siete días el Olympique de Lyon anunciaba el acuerdo alcanzado con los máximos responsables de la aplicación para dispositivos móviles que permite encontrar y localizar compañeros de viaje para compartir coche dentro de los recorridos habitualmente reservados a los taxis, Uber, en lo que venía a convertirse en un verdadero impulso para la compañía dentro de sus planes de expansión no sólo ya en suelo francés sino igualmente a nivel europeo.

El acuerdo pretendía reforzar las opciones de transporte con las que contaban los aficionados del club para acudir al estadio, el Stade des Lumières, conocido como Grand Stade OL, recientemente inaugurado y en el que la entidad francesa ha invertido alrededor de 250 millones de euros. Desde ese instante, los visitantes podrían utilizar la aplicación con salida o destino al estadio, una aplicación que cuenta con más de un millón de usuarios registrados en Francia.

El Olympique de Lyon da marcha atrás con Uber



Sin embargo, la alianza ha durado apenas siete días. La presión ejercida por el colectivo del taxi en Francia contra el acuerdo alcanzado amenazaba con bloquear la disponibilidad de dicho servicio, el del taxi, para acceder al estadio, lo que podía haber provocado un verdadero caos en los medios de acceso al recinto para los aficionados al club galo.

La renuncia se hizo pública después de la reunión mantenida por los dirigentes del club francés con los representantes locales del colectivo de taxista de la ciudad de Lyon, que amenazaban con bloquear los accesos al estadio mañana miércoles coincidiendo con la visita a Lyon del Girondin de Burdeos.

La decisión ha sido un verdadero jarro de agua fría para la expansión del servicio dentro de Francia en particular y de Europa en general. Sin embargo, Uber sigue contando al otro lado del Atlántico con el apoyo de uno de los eventos más mediáticos del mundo gracias a la alianza alcanzada con el mismo para convertirse en socio oficial del comité organizador: la Super Bowl.


La Encuesta del día en Marketing Deportivo MD



Si te ha gustado el artículo síguenos en Twitter @marketingdeport

Participa y comenta esta noticia

 
Top