Coca Cola ficha a la estrella de Under Armour: Jordan Spieth
  • Una de las grandes estrellas del deporte USA, Jordan Spieth, se ha incorporado a la multinacional Coca Cola como nuevo embajador de la compañía para los próximos años en un movimiento clave de cara a los Juegos Olímpicos de Rio 2016




No sabemos si a la multinacional norteamericana Under Armour le habrá hecho demasiada gracia que uno de sus principales embajadores a nivel mundial, la rutilante joven estrella del golf Jordan Spieth haya decidido compartir el protagonismo que hasta ahora casi dedicaba en exclusiva a la compañía de Baltimore con otro patrocinador, tan importante o incluso más que la propia marca dirigida por Kevin Plank: la multinacional Coca Cola. Lo que es un hecho es que el interés de las firmas comerciales por una de las que está llamada a ser gran figura, tanto a nivel deportivo (que ya lo es) como, sobretodo, a nivel comercial en los próximos años ya es más que una realidad.

Coca Cola ficha a la estrella de Under Armour: Jordan Spieth



Una de las firmas más importantes y reconocidas del mundo, Coca Cola, ha puesto en marcha ya su estrategia de expansión de marca de cara a los Juegos Olímpicos de Río 2016, una estrategia que pasa por la incorporación, como uno de sus puntos estrellas, de Jordan Spieth, una de las grandes estrellas del mundo del golf y revelación durante la pasada temporada, vencedor del Master de Augusta y del US Open Championship que le han hecho acabar el año como número uno mundial, que a partir de estos momentos será uno de los principales embajadores de la compañía.

El deportista, en virtud de dicha alianza, será una de las caras de la multinacional en todo el packaging de sus productos además de ser igualmente embajador de Dasani, la marca de agua natural de Coca Cola. El acuerdo se encuadra, como decimos, dentro de la estrategia que está siguiendo Coca Cola para los próximos Juegos Olímpicos en un deporte como el golf, que fue olímpico por última vez en el año 1904 y que, más de 100 años después, volverá a serlo.

El celo de las compañías



A muchos les puede resultar incluso sorprendente pero es un hecho: en el sector y la industria del marketing deportivo, en el apartado del patrocinio personal, existen casos en los que la que puede ser considerada como sponsor principal de una determinada estrella pueda sentir que el protagonismo que ésta la confería casi en exclusiva se vea seriamente mermado por la llegada de otra firma patrocinadora con tanto o más empaque que ella misma.

Así ocurría, por poner tan sólo un ejemplo, con la camiseta de los míticos All Blacks. Cuando hace tan sólo un par de años, una de las selecciones de rugby más importantes del mundo decidió incorporar a su impoluta camiseta la publicidad de la aseguradora AIG, una de las grandes opositoras (en cierto modo) a que la Federación Neozelandesa de Rugby diera dicho paso no fue otra que la multinacional alemana adidas, la única que hasta ese momento tenía el privilegio de lucir en la camiseta negra del equipo. Como este ejemplo hay muchos dentro del sector y a buen seguro que la alianza de Coca Cola con Under Armour habrá, por un lado, ratificado el acierto de la marca de Baltimore por una apuesta que sólo ella la supo ver en su momento, pero también, sin lugar a dudas, habrá llevado el temor a tener que compartir notoriedad ahora con una compañía del tamaño y repercusión de Coca Cola.


Sólo para tí porque te lo mereces



Si te ha gustado el artículo síguenos en Twitter @marketingdeport

Participa y comenta esta noticia

 
Top