Los derechos del fútbol italiano, a exámen
  • La fiscalía de Milan ha abierto una investigación para aclarar el proceso de adjudicación de los derechos televisivos del periodo 2015/2018 por presunta manipulación del proceso administrativo que tuvo como resultado la venta de los mismos a Sky y Mediaset por una cifra cercana a los 1.000 millones de euros




Nueva vuelta de tuerca en el escándalo de corrupción y sobornos que salpica a FIFA. Tan sólo unos días después de conocerse la propuesta de sanción a Joseph Blatter del propio Comité de Ética de la FIFA por la que se instaba a suspender de sus funciones al dirigente suizo durante 90 días tras ser imputado por la fiscalía suiza, ahora se conoce una nueva derivación relacionada con el entorno del directivo y su familia que afecta al fútbol italiano.

Los derechos del fútbol italiano, a exámen



Problemas para una de las agencias de marketing más importantes del mundo, Infront Sports and Media, que han confirmado las investigaciones puestas en marcha por la fiscalía de Milan en torno a la adjudicación y venta de los derechos televisivos de la Serie A italiana por una posible manipulación de los mismos.

Así, los fiscales de Milan estarían investigando al presidente de la división italiana, Marco Bogarelli, a Andrea Locatelli y a Giuseppe Ciocchetti, en relación a una supuesta práctica financiera ilegal dentro del fútbol italiano y a la completa manipulación del proceso administrativo seguido para la adjudicación de tales derechos.

El sobrino del presidente



Recordemos que esta firma de marketing deportivo, Infront Sports and Media, encargada de asesorar, entre otras, a la Serie A del fútbol italiano en cuanto a la venta de sus derechos televisivos entre otras muchas cuestiones, está encabezada por Philippe Blatter, sobrino del dirigente suizo de la FIFA y uno de los actores principales sospechosos de formar parte de la entramada red constituida en torno a la misma.

Desde la agencia, sin embargo, han echado balones fuera al considerar que lo único que hacen es ponerse a disposición de las autoridades judiciales italianas para aclarar y definir las acusaciones que se vierten sobre ella. La fiscalía tiene fundadas sospechas de que Bogarelli amañó un acuerdo entre Sky, Mediaset y los clubes en la adjudicación de los citados derechos, que fueron adjudicacos a las dos primeras para el periodo 2015/2018 por una cifra cercana a los 1.000 millones de euros (943 millones) por temporada, esto es, unos 115 millones de euros más que el contrato anterior.

Si te ha gustado el artículo síguenos en Twitter @marketingdeport


Participa y comenta esta noticia

 
Top