Mourinho se "carga" a Eva Carneiro... y a la imagen del Chelsea
  • La decisión del entrenador portugués de apartar a la jefa de los servicios médicos del club británico, Eva Carneiro, de los banquillos ha generado una oleada de críticas tanto al técnico luso como al conjunto inglés que está comenzando a dañar seriamente la imagen de la entidad londinense ante los patrocinadores, seriamente preocupados por las últimas salidas de tono de José Mourinho




Tan sólo unos días después de que las imágenes de José Mourinho, entrenador del Chelsea británico, dieran la vuelta al mundo en el partido de debut en la Premier League el pasado fin de semana, en la que en pleno partido abroncaba airadamente la asistencia de la jefa de los servicios médicos del club, Eva Carneiro, por asistir al centrocampista Eden Hazard en los momentos finales del partido, lo que supuso el tener que detener el mismo para que fuera asistido y, posteriormente, que el jugador saliera fuera del terreno de juego para volver a reincoporarse, sin prácticamente tiempo para más, al mismo, el entrenador luso ha escrito otra polémica página en su ya extenso libro de las mismas al decidir apartar a dicha profesional del banquillo del Chelsea en principio para el próximo encuentro de liga, una decisión que ha comenzado a pasar factura a la imagen del técnico luso pero, sobretodo, a la del club británico.

Mourinho se "carga" a Eva Carneiro... y a la imagen del Chelsea



Tras lo sucedido, la doctora del Chelsea acudió a las redes sociales para agradecer las innumerables muestras de apoyo recibidas por su actuación, algo que habría sido la gota que habría colmado la paciencia del entrenador portugués, cuya decisión inmediata, informan varios medios ingleses, ha sido la de apartar a la jefa de los servicios médicos del club del banquillo británico. De este modo, Eva Carneiro seguirá al frente de los mismos pero no podrá sentarse, al menos de momento, durante los encuentros en el banquillo junto a los jugadores.

A pesar de los entresijos que pudieran esconderse bajo dicha decisión (recordemos que Eva Carneiro llegó al Chelsea de la mano de Andres Villas Boas durante la etapa de éste como entrenador, con quién precisamente Mourinho no tiene buen feeling y que Mourinho considera que el éxito que la doctora del club tiene entre el público masculino, incluído sus jugadores, podría acarrear que éstos no estuvieran suficientemente concentrados durante los encuentros), en el Chelsea ha comenzado a preocupar y mucho la última salida de tono del técnico luso, justo ahora que acaba de renovar con el club londinense para los próximos años.

De charco en charco a costa de la imagen del club



Después de conocerse dicha decisión, los aficionados han incendiado las redes sociales británicas con mensajes de apoyo a la doctora y duras críticas tanto a Mourinho como al propio club, al que acusan de haber concedido patente de corso total al entrenador portugués, unas críticas que han comenzado a preocupar en los despachos del club londinense ante el daño que las acciones de Mourinho estarían provocando a la imagen del club.

En el seno del Chelsea conocen de sobra el carácter polémico del entrenador luso, algo que le ha grajeado no pocos enemigos a lo largo de su carrera en prácticamente todos los estamentos futbolísticos: aficionados, prensa, árbitros, entrenadores... más sin embargo, consideraban que la sóla presencia del entrenador luso era un fuerte reclamo para fortalecer y potenciar la imagen del propio club. Al menos, hasta ahora. Las cada vez más frecuentes salidas de tono del entrenador portugués han comenzado a ser motivo de preocupación entre los dirigentes del Chelsea ante el más que evidente daño que el mismo está haciendo a la imagen del club. El caso de Eva Carneiro ha provocado duras críticas al club, al que acusan de proteger una actitud machista y retrógrada del entrenador luso, lo que ha llenado de preocupación a los rectores del equipo británico además de a las firmas que patrocinan al mismo, que temen verse arrastradas por dicha polémica.

Ni que decir tiene que las firmas patrocinadoras de Mourinho también han comenzado a inquietarse por esta nueva polémica ante el temor de que la última salida de tono del entrenador portugués pueda arrastrar su imagen como patrocinadores oficiales del luso.

Participa y comenta esta noticia

 
Top