Messi y Cía mueven la economía de Barcelona
  • La agencia Deloitte estima en 759 millones de euros el impacto económico del FC Barcelona en la economía de la ciudad, impacto que se dispararía hasta los 826 millones de euros una vez finalizados el nuevo Palau Blaugrana y el nuevo Camp Nou




Hace tan sólo un par de días publicábamos los resultados del último informe realizado por la agencia KPMG Sports en el que se ponía de manifiesto la enorme influencia del fútbol sobre la economía española, capaz de generar miles de empleos, directos e indirectos, y de tener una repercusión más que importante en el PIB nacional. Hoy, dos días después, nos hacemos eco de otro no menos interesante estudio llevado a cabo en esta ocasión por la prestigiosa Deloitte donde se exponen la influencia de los Messi, Luis Suárez y resto de cracks del FC Barcelona como club en la economía de la ciudad.

El Barça, motor de la economía de Barcelona



Turismo, industria, servicios... y el Barcelona. Esos pueden considerarse los verdaderos motores de la economía de la ciudad Condal según el último informe llevado a cabo por la agencia Deloitte acerca de la influencia de la entidad azulgrana sobre la economía de la ciudad.

En el mismo, se pone de manifiesto que sólo el FC Barcelona es capaz de generar hasta el 1,2% del Producto Interior Bruto de la capital catalana, o lo que es lo mismo, la actividad que lleva a cabo diariamente el club produce un impacto económico de 759 millones de euros cada temporada, una cifra lo suficientemente importante como para considerar al club presidido por Josep Maria Bartomeu como uno de los verdaderos motores económicos de la ciudad.

Más de 15.000 empleos al año



A nivel de empleo, la entidad es capaz igualmente de convertirse en un verdadero yacimiento, aportando 15.625 empleos en la ciudad de manera directa e indirecta. Tanto el impacto económico como los empleos generados son repartidos entre la actividad de la propia entidad catalana en sí como de su fundación. Y la cosa pretende ir más allá aún.

Según se estima, una vez esté concluido el Espai Barça, que se desarrollará entre 2017 y 2021, el día a día de la actividad azulgrana aportará casi 160 millones de euros adicionales a la economía barcelonesa y garantizará más de 3.200 empleos pues el gasto del proyecto se concentrará en proveedores locales. La construcción del nuevo Palau Blaugrana y las obras del nuevo Camp Nou harán que una vez acabados los mismos la actividad del club genere un impacto económico en la ciudad de casi 826 millones por temporada.

Participa y comenta esta noticia

 
Top