La FIBA quiere a la Euroleague de vuelta
  • La FIBA plantea una demanda por impago de derechos contra la Euroleague que ronda el millón de euros desde el año 2012

  • Bajo la misma subyace el interés de FIBA por recuperar los derechos organizativos de la mayor competición de baloncesto a nivel de clubes del mundo tras la NBA




Apenas veinticuatro horas después de concluir la exitosa Final Four de la Euroleague de baloncesto en Madrid, la Federación Internacional de Baloncesto, la conocida FIBA, ha puesto en marcha una serie de mecanismos legales orientados a conseguir que la principal competición de baloncesto del mundo a nivel de clubes tras la NBA vuelva a su organización.

La FIBA quiere a la Euroleague de vuelta



Sin apenas descanso para saborear el éxito conseguido por parte de la organización y de la propia Euroleague en la que se ha considerado como una de las mejores ediciones de los últimos años, la celebrada en Madrid y que ha determinado al Real Madrid como Campeón de Europa por novena vez y tras veinte años desde que consiguió la misma, la entidad encargada de gestionar y organizar la competición, la Euroleague, se prepara para afrontar una dura y presumiblemente larga batalla legal contra la FIBA por el control de la misma.

Así, y en relación a ello, Marketing Deportivo MD ha podido conocer de primera mano las intenciones del máximo organismo gestor del baloncesto a nivel mundial, la FIBA, que pretende recuperar el control de este deporte en Europa y rescatar la máxima competición a nivel de clubes de la Euroleague. De este modo, la Federación Internacional de Baloncesto ha presentado una demanda legal contra la gestora del máximo torneo continental amparada en los pagos pendientes de abonar por parte de la Euroleague desde el año 2012, cuantía que no alcanza el millón de euros en concepto de cesión de los derechos de organización de la competición de clubes más importante del mundo tras la NBA.

Objetivo: recuperar la organización del evento



La disputa legal llega con otro frente abierto contra la FIBA, esta vez por parte de los clubes, tras  la intención de ésta de modificar el calendario oficial de cada temporada para incluir en él más partidos de selecciones nacionales durante el transcurso de la misma, algo que ha provocado las quejas de las asociaciones nacionales de clubes respectivas y de las asociaciones de jugadores, que se oponen a la maxificación de un calendario ya de por sí bastante extenso.

Sin embargo, el principal objetivo es la recuperación no tanto de las cuantías adeudadas por la Euroleague sino de la organización de la propia competición para pasar a ser FIBA, a semejanza de lo que hace UEFA con la Champions League, la encargada de la organización del torneo. El objetivo de FIBA Europa es recomponer el panorama de competiciones europeas de clubes, cuya primera medida sería reducir de tres a dos el número de torneos, desapareciendo con ello la Eurochallenge y permaneciendo la Euroleague y la Eurocup.

Otro de los aspectos que quiere la FIBA con la organización propia de la Euroleague es la de quitar el privilegio de ciertos clubes a participar, sí o sí, en la competición, sin tener en cuenta los resultados deportivos obtenidos, algo que afectaría a algunos de los conjuntos más importantes del continente.

Participa y comenta esta noticia

 
Top