La ausencia de Champions pasa factura al United
  • La ausencia del United de la máxima competición europea a nivel de clubes provoca un desplome en sus cuentas de los tres primeros trimestres del año




Si hay alguien a día de hoy que a estas alturas aún tenga dudas acerca de la influencia que la presencia o no en una competición como la Champions League tiene para las arcas de un club, tan sólo es necesario que eche un vistazo a los últimos resultados presentados por el Manchester United para comprobar el enorme influjo que esa participación tiene en las arcas de cualquier club.

La importancia de la Champions



En más de una ocasión los medios deportivos generalistas hablan de la importancia que para un club tiene estar presentes en la siguiente edición de la Champions League, en la mayoría de los casos, a nivel deportivo, con lo que supone de reconocimiento para la entidad.

Sin embargo, no sólamente desde el punto de vista deportivo es necesario realizar dicho análisis. Si el mismo lo trasladamos a la esfera económica, los resultados y conclusiones obtenidos son casi de mayor importancia que los que pudieran derivarse del primer análisis dada es la influencia que sobre las arcas de una entidad tiene la participación o no en Champions.


La ausencia de Champions pasa factura al United



Buena prueba de ello es el particular caso del Manchester United, no hace tiempo en la cima de la excelencia futbolística en Europa y ahora incapaz ni tan siquiera de clasificarse para cualquiera de las competiciones europeas tras la marcha de su entrenador Alex Ferguson.

Esa ausencia en competición europea en general durante la presente temporada y, por consiguiente, a nivel de Champions en particular, ha pasado duramente factura a las arcas de la entidad británica. Así, el club de Old Trafford ha cerrado los tres primeros trimestres de su ejercicio fiscal con un desplome en su facturación del 14% para situarse en algo más de 400 millones de euros, un desplome que la entidad británica lo achaca, fundamentalmente, a la ausencia de ingresos procedentes de competiciones europeas en general, y de la Champions League en particular.

Este drástico descenso ha sido menor incluso de lo esperado gracias a la excelente estrategia de captación de nuevos patrocinadores puesta en marcha desde el club, donde los regionals partners tienen un importante papel, y cuyo volumen de negocio se ha incrementado con respecto al año anterior.

Su cifra de negocio también ha disminuido casi un 6% hasta situarse en los 396 millones de euros, lo que junto con el dato anterior, ha dado una debacle en el resultado neto para situarse en apenas 8 millones de euros, esto es, una caída de casi el 80%.

Participa y comenta esta noticia

 
Top