adidas necesita grandes cambios para combatir a Nike
  • Uno de los grandes candidatos a sustituir a Herbert Hainer en adidas cuando éste se vaya en 2017, Eric Liedtke, ha afirmado en una entrevista que, o adidas realiza grandes cambios para combatir a Nike, o no podrá recuperar una posición en el mercado USA que jamás debió perder




La eterna rivalidad que existe dentro del sector de la ropa deportiva entre las dos grandes marcas, Nike y adidas, ha deparado un desigual resultado que ha acabado inclinando la balanza de la lucha entre ambas a favor de la multinacional norteamericana. Han sido muchos los meses en los que adidas ha estado vagando por su particular desierto sin encontrar (muchos ni tan siquiera consideran que la propia marca hubiera sido capaz de hacer autocrítica al respecto) los motivos que daban como resultado esa derrota ante Nike. Y no ya sólo esto. Muchos creen que en la compañía ni siquiera creían que Nike había tomado la delantera a la marca de las tres bandas. Sin embargo, el paso del tiempo y sobretodo los resultados de una y otra en los Estados Unidos han terminado por convencer a los máximos responsables de la compañía de la necesidad de emprender una importante remodelación dentro de la marca en los Estados Unidos para volver a poder hacer frente a los norteamericanos.

Hay que hacer grandes cambios para combatir a Nike



"Hay que hacer grandes cambios para combatir a Nike". No son palabras de un don nadie dentro de la marca alemana. El que así habla, en una entrevista concedida a la revista Fortune es uno de los máximos candidatos a coger el trono de Herbert Hainer una vez éste finalice su actual contrato con la marca allá por el año 2017. Su nombre, Eric Liedtke, un profesional de perfil mucho más realista que el de Hainer.

Así, mientras Hainer se autoconformaba con pequeños triunfos en momentos puntuales de la marca, como el último All Star Game de la NBA, Liedtke reconoce abiertamente que en la compañía de las tres bandas se han cometido grandes errores, sobretodo en los Estados Unidos, que le han colocado en una situación de real inferioridad frente a Nike y que ha provocado que otras marcas como Under Armour empiecen a tutear a adidas.

Sobretodo, una marca de deportes



La primera reflexión a la que llega Liedtke es la necesidad de hacer autocrítica dentro de la propia compañía y detectar y analizar los errores cometidos. Y para el potencial sustituto de Hainer, uno de esos errores es no reconocer que, ante todo, adidas es una marca de deportes.

adidas ha comenzado, por fin, a recibir buenas noticias procedentes de sus cuentas en el último trimestre. Con una importante subida procedente de la conjugación de los buenos resultados de la compañía y de su filial Reebok, adidas ha visto como, después de mucho tiempo, los números empiezan a ser favorables. Sin embargo, esos mismos números han puesto de manifiesto una realidad: adidas da mucha importancia a su marca adidas Originals, con importantísimos contratos con estrellas del mundo de la música como Pharrel o Kanye West, y sin embargo, el sector del mundo del deporte representa hasta casi un 80% en las ventas de adidas. ¿Merece la pena inversiones como la de los dos músicos para obtener tan poco rendimiento?

Liedtke considera que el proceso de recuperación de la marca pasa por volver a autoconsiderarse como una firma de ropa deportiva centrada en el mundo del deporte. Los grandes cambios a los que se refiere Liedtke es combatir a Nike en aquello donde siempre a destacado: en el deporte, algo que Nike ha sabido conjugar muy bien hasta el punto de tener una posición extremadamente dominante en el mercado norteamericano junto con su filial Jordan, dominio que amenaza ahora a adidas en un territorio tradicionalmente favorable para los alemanes: el fútbol y Europa.

Mientras la compañía no sea capaz de reconocer que debe alejarse de experimentos como las enormes inversiones realizadas en embajadores para adidas Originals y centrarse en deportes casi de modo exclusivo y, sobretodo en lo concerniente a los Estados Unidos, en deportes característicamente estadounidenses, a adidas le costará volver a tomar una verdadera posición de poder en el mercado USA. Y lo dice el hombre que más papeletas tiene para coger el testigo de Hainer cuando este se vaya: Eric Liedtke.

Participa y comenta esta noticia

 
Top